¿Fuga en mi piscina?

cómo saber si mi piscina tiene una fuga
Al empezar la temporada de piscina debemos asegurarnos de que está en perfecto estado y que no tenemos ningún tipo de problema como alguna fuga.

En la entrada de hoy os explicamos cómo saber si nuestra piscina tiene una fuga.

Al empezar la temporada de piscina debemos asegurarnos de que está en perfecto estado y que no tenemos ningún tipo de problema como alguna fuga. Hoy vamos a enseñaros cómo detectar una fuga y además os vamos a dar una serie de consejos para poder repararla. De esta forma podrás seguir disfrutándola con tranquilidad y seguridad.

Es muy importante detectar si la piscina tiene alguna fuga por varios motivos: si la piscina pierde agua, en primer lugar, significa que se pierde dinero inevitablemente ya que se va a gastar mucho en agua que irá llenando la piscina pero igualmente se va a ir perdiendo. En segundo lugar, atrasará el primer baño de temporada.

Dada esta introducción, vamos a comenzar.

¿Cómo detecto una fuga en mi piscina?

Debido a causas naturales tales como la evaporación la piscina puede llegar a perder entre 2 o 3cm de agua a la semana, ya sea por el uso que se le de a la piscina o por el sistema de filtrado. El problema está en si detectamos una pérdida mayor, ya que esto significará que hay una fuga.

Para comprobar si efectivamente tenemos una fuga, os damos una serie de »trucos» que podrán ayudaros a comprobarlo:

  • Lo primero es observar el alrededor de la piscina, asegurándonos de que no haya zonas húmedas, corroídas o hundidas.
  • Haz una marca en la pared de la piscina al nivel del agua, si pasan varios días y ves que el nivel del agua ha bajado considerablemente, siento decirte que tienes una fuga.
  • Llena un cubo al nivel del agua de la piscina y colócalo en las escaleras. Déjalo durante 1 día y si observas que el nivel ha bajado más de 1cm también tienes una fuga.

Vale, y una vez que se detecta una fuga. ¿qué hacemos?

Primero debes saber qué tipo de fuga tienes en la piscina.

Tipos de fuga

Nos podemos encontrar 2 tipos de fuga en una piscina:

  • Por daños hidráulicos: estos se han producido en el circuito de filtración y bombeo, los encargados de llenar y vaciar la piscina. Estas son las más comunes y para repararlas es necesario realizar pruebas de presión. Por desgracia, este trabajo debe realizarlo un especialista en piscinas ya que es una labor un poco complicada que si se hace mal puede traer consecuencias más graves.
  • Por fisuras o grietas: estas son debido a quebraduras o grietas abiertas a lo largo de la piscina y suelen aparecer en el material por el que esté construida la piscina. Suele ocurrir por el empuje del agua y de la tierra exterior. Realmente suele ocurrir por causas naturales.

Muchas veces, aun sabiendo que tenemos una fuga no sabemos de dónde proviene y para saber con exactitud de dónde pierde agua la piscina tenemos que revistar todo el equipo, observando con detenimiento el filtro, la bomba, las tuberías o las válvulas. Para esto es necesario encender la depuradora.

Os explicamos 3 posibles casos en los que poder determinar el lugar por el que pierde agua nuestra piscina:

  • Si ves que la piscina pierde agua aun con la depuradora encendida es posible que haya algún problema en alguna de las piezas del circuito de impulsión. Estas piezas suelen ser las juntas, las tuberías…
  • Si pierde menos agua con la depuradora encendida entonces probablemente sea un problema que reside en el sistema de extracción, es decir, de los sumideros, los skimmers…, para asegurarnos, también podemos comprobarlo con el análisis de la presión del filtro o los niveles que nos indique la bomba.
  • Si ves que la piscina pierde más agua con la depuradora encendida que apagada, revisa la estructura del vaso de la piscina, probablemente tengas una grieta o una fisura.

¿Cómo reparar una fuga?

Para reparar una fuga, además de contar con profesionales, te damos una serie de consejos sobre qué productos debemos usar cuando tenemos un incidente de este tipo.

Existen productos que son selladores de fugas que tienen unos componentes capaces de detectar dónde se encuentra y repararla con una fórmula especial que actúa contra las microfisuras en depósitos, piscinas y tubos.

Estos productos son líquidos viscosos que se les añade al agua. Es curioso porque al entrar al agua se vuelve líquido pero en cambio, en la superficie, es decir, cuando está en contacto con el aire, es sólido.

Esperamos que esta información sobre ¿cómo se si mi piscina tiene una fuga? os haya servido de ayuda

Para más información sobre cómo tratar una fuga de la piscina, no dudes en contactar con nosotros, profesionales en piscinas, para poder ayudarte en todo lo que podamos. Pinchando aquí podréis acceder a la página en la que tendrás información más detallada sobre esto servicios.

Para más información al respecto puedes hablarnos por redes sociales o si quieres más información sobre piscinas, echa un vistazo al resto de blogs.

Más entradas

haz tu piscina ecológica

Haz tu piscina ecológica

Haz que tu piscina ecológica Hoy en día, la sostenibilidad y el movimiento ecológico están a la orden del día. Es por eso, que tener

Read More »